Drenaje Linfático para Correcciones | Clínica Centro Salamanca

Drenaje linfático manual

 

¿Qué es el drenaje linfático?

El drenaje linfático manual aporta al organismo grandes beneficios y está especialmente indicado en el post operatorio de la cirugía plástica, para acortar los tiempos de recuperación y optimizar sus resultados.

Beneficios del drenaje linfático manual

En Centro Salamanca nuestro personal cualificado garantiza la máxima efectividad y seguridad de este tratamiento basado en el método Vodder. Mediante maniobras manuales, se favorece el drenaje de la linfa, que es el fluido que ayuda a combatir las infecciones, pero que cuando se acumula en los tejidos resulta perjudicial, llegando a producir linfedemas, inflamaciones provocadas por la obstrucción linfática

El drenaje linfático manual reactiva la circulación linfática y ayuda a eliminar el exceso de líquidos y sustancias de desecho del organismo, reduce la inflamación causada por la retención de líquidos y regula el tono muscular. Una buena preparación de la piel ayuda a solucionar muchas de las complicaciones que se encuentran los cirujanos plásticos como hematomas, edema, falta de elasticidad, hiperpigmentación y mala cicatrización, entre otras.

¿Que provoca un mal funcionamiento del sistema linfático?

El edema es un cúmulo de líquido bajo la piel que se presenta por diferentes motivos, especialmente después de una cirugía, cuando a causa de la manipulación de los tejidos, se produce una inflamación postoperatoria que aparece 24 o 48 horas después de la misma.

Un mal funcionamiento del sistema linfático, encargado de eliminar toxinas y aumentar la respuesta inmunitaria de nuestro organismo, puede provocar serios problemas de salud. Ayudar a drenar la linfa con las manos es una terapia indicada para reducir la hinchazón producida por la retención de líquidos que provoca la obstrucción linfática.

Drenaje Linfático Postoperatorio | Clínica Centro Salamanca

Recomendaciones para un buen funcionamiento del sistema linfático

Un gran número de pacientes padece algún tipo de dificultad circulatoria del sistema linfático producida por diferentes factores que, como el sedentarismo y la falta de ejercicio físico, obstaculizan el retorno venoso y linfático. Caminar diariamente a buen ritmo e incluir algunas horas de ejercicio a la semana, son rutinas muy recomendables y realizar un buen drenaje linfático manual periódicamente es fundamental para el buen funcionamiento del sistema linfático.

El número de sesiones que el paciente necesita depende de muchos factores y nuestro especialista le indicará un protocolo personalizado para su caso, siendo la duración de cada sesión de aproximadamente una hora para que los efectos sean perceptibles.

Esperamos que os haya gustado el artículo y no os vayáis sin leer este otro que habla del terapia hormonal con hormonas naturales bio-idénticas, ¡seguro que os gustará! 

Cualquier duda que tengas te animamos a que contactes con nosotros y encantados te las resolveremos sin compromiso.

Compartir

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp

Contáctanos